viernes, enero 10, 2014

El blog de Javier Alcaíns


Tenía ganas de escribir aquí sobre esto; y he esperado hasta poder dar la noticia de que Javier Alcaíns ha abierto nueva página, que ha creado un blog. Porque, en este nuevo espacio que ha inaugurado hace tres días, él mismo ha podido publicar sus argumentos sobre esto, es decir, un asunto que también suscita mi interés. Como muchos sabrán, Javier Alcaíns, en su vertiente editorial con el sello de Javier Martín Santos, ha sido y es el único editor español de las obras del pintor, impresor y también editor de origen suizo François-Louis Schmied (1873-1941), al que ha dedicado desde hace unos años su pasión, su afición, su dinero y su tiempo. Tras publicar varios libros diseñados e impresos por Schmied, de los que transmiten, en palabras de Alcaíns, «una inexplicable felicidad cuando se contempla[n]», vuelve sobre este autor, obligado por la aparición de un ensayo de Danuta Cichocka, Etienne Bastin, Christiane Patkaï y Jacques Renoux sobre el escultor, ilustrador y pintor Gustave Miklos (1888-1967), en el que, basándose en una anotación del artista («Travaux pour François»), se concluye que toda la obra de François-Louis Schmied era de Miklos. De ahí el título del referido ensayo: Gustave Miklos. Un grand oeuvre caché. Livres, reliures, graphismes (Paris, Fata Libelli, 2013). Pues Alcaíns lleva un tiempo afanado en rebatir lo que se dice en ese libro y ha querido fijar su opinión en el blog que acaba de inaugurar, ya que su página anterior tiene fecha de caducidad. Y lo ha hecho con argumentos dilatados y bien fundamentados; y, para mayor difusión, en dos lenguas —en francés y en español. Bienvenido, pues, este nuevo espacio; y me alegro, como sugerí al principio, de difundir esta controversia.